La reciente puesta en servicio de un número de teléfono contra el acoso escolar ha devuelto el protagonismo a uno de los problemas más graves que afecta a la convivencia en los centros escolares tanto públicos como privados y concertados. Ningún estudiante, y por tanto ninguna familia, está libre de sufrir este problema. Se lee